Misión y visión

 

MISIÓN

Casa de Oración Zumpango entiende que nuestra misión no puede ser otra que la que dejo Jesucristo en su palabra en Mateo 28:18 “Y Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra. 19, Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; 20, enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén”.

Es nuestro deber llevar el Evangelio del Reino a toda criatura, sin distinción racial, social, económica, política, religiosa o de cualquier otra índole, anunciándoles que se arrepientan de sus pecados y reciban el regalo de la Vida Eterna que Dios nos ha dado, gracias a la muerte y resurrección de Cristo Jesús, su Hijo Unigénito.

Buscar a Dios a través de la alabanza y la adoración como elementos esenciales en nuestras vidas.

Nos regimos bajo la doctrina de nuestro Señor Jesucristo y los apóstoles, para formar y restaurar familias fuertes y sólidas.

El anhelo de nuestro corazón es guiar a más familias al conocimiento de la palabra de Dios a través de la sana doctrina, siendo el Espíritu Santo quien convencerá al mundo de pecado y de juicio.

Integrarlas al cuerpo de Cristo y así regenerar, restaurar y edificar sólidamente a cada integrante, es una tarea que con constancia nos irá llevando paso a paso hasta llegar a la medida y la estatura en Jesucristo nuestro Señor.

 

VISIÓN

Tenemos que trabajar sobre una misma dirección y visión y formar parte de esa gran comisión, por lo que de acuerdo a la palabra de Dios Casa de Oración Zumpango tiene como prioridad trabajar en estas áreas.

 

DISCIPULADO Y ENSEÑANZA (Mateo 28:18-20), (2 Timoteo 2:2):

Las personas dentro de la iglesia deben de ser alimentadas y fortalecidas espiritualmente con la Palabra de Dios. todo ello por medio de la PREDICACIÓN Y LA ENSEÑANZA SISTEMÁTICA de la palabra de Dios.

Para nosotros es vital mantener con sumo cuidado el desarrollo de los estudios bíblicos con la congregación por medio de las sanas palabras de nuestro Señor Jesucristo y un estudio sistemático de la biblia.

Para nosotros es importante que tanto niños, adolescentes y jóvenes puedan ser discipulados por medio de los principios bíblicos y ellos puedan tener un estudio adecuado de las escrituras tanto a su nivel de aprendizaje y desarrollo integral.

Mas adelante se pretende discipular tanto a  principiantes y avanzados, vigilando continuamente su enseñanza para que crezcan en la gracia y conocimiento del Señor Jesucristo. (CURSOS DE CRECIMIENTO, INSTITUTO BÍBLICO).

 

ALABANZA Y ADORACIÓN (Romanos 12:1, Salmos 149, 150)

Es de gran importancia enseñar a la congregación que presenten su cuerpo en sacrificio vivo, santo, agradable que es nuestro culto racional.

Así mismo es importante tener una alabanza y adoración DE TIPO CONGREGACIONAL; con líderes, cantores, músicos, danzas y panderistas con un corazón y actitud de adorador, y así mismo con la excelencia en cada área.

 

EVANGELISMO (Mateo 28:18-20; 2 Timoteo 4:5)

Es nuestra responsabilidad enseñar a al iglesia que tiene la responsabilidad de predicarles a las almas perdidas, pues, ¿de qué otra manera pueden salvarse las almas si no hay quien les predique?

Todo cristiano debe ser un testigo fiel de lo que el Señor ha hecho en su vida y la motivación a ganar las almas es básico en la vida de todo creyente y de toda iglesia.

 

ORACIÓN (Efesios 3:20; 6:18; 1 Tesalonicenses 5:17; 1 Timoteo 2:1-4)

La oración es el arma más poderosa que Dios nos ha revelado para cambiar las cosas y descubrir Su voluntad.

 

MISIONES (Juan 17:18; Mateo 28:18-20)

Dios nos ha puesto que a mediano y largo plazo se levantarán diferentes misiones (Iglesias), dentro de la región y del estado, así como otros estados y lugares.

Debemos discipular, evaluar y discernir que los próximos misioneros o pastores realmente tenga este llamado genuino para servir al Señor en otros lugares.

Estos discípulos deben ser apoyados espiritualmente, moralmente y algunos económicamente.

Y la iglesia debe orar por los lugares a donde el Señor nos quiera enviar para que vayamos a sembrar la preciosa semilla de la Palabra de Dios.

 

MINISTERIOS DE MISERICORDIA

Reconocemos como un deber y un privilegio de los cristianos el ser portadores de la misericordia y la compasión que mostro Jesús en los evangelios.

(Mat. 25:35-36a) “35 Porque tuve hambre, y me disteis de comer; tuve sed, y me disteis de beber; fui forastero, y me recogisteis; 36 estuve desnudo, y me cubristeis; enfermo, y me visitasteis; …”

Expresar el amor y misericordia de Dios, por medio del servicio gozoso a las personas con necesidades físicas y espirituales.

 

MAYORDOMÍA FINANCIERA

Reconocemos como un deber y un privilegio de los cristianos, en uso de su libertad y como fieles mayordomos de Cristo, poder contribuir para el sostenimiento de la Obra del Señor con sus ofrendas y primicias, así como con el pago de los diezmos.

Los diezmos y ofrendas deben ir a un fondo común, para de allí presupuestar poniendo en primer lugar el sostenimiento pastoral. Lv. 27:30; Mal 3:10; Mt. 23:23; Hch. 8:7; Neh. 10:38.

 

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.